Uso De Humidificador En Invierno: Beneficios


Un ambiente muy seco puede provocar irritaciones y sequedad en la piel, labios partidos y otros problemas epidérmicos.

En invierno, el ambiente es aún más seco pero la solución es sencilla: pon un humidificador en casa para que devuelva la humedad al aire.

El uso de un humidificador ayuda a mantener la piel suave e hidratada. 

El aire frío y seco absorbe la humedad de la piel, lo que puede causar sequedad, opacidad, descamación, picores, pérdida de brillo.

Un humidificador puede ayudar a prevenir todos estos efectos dañinos y ayudarlo a mantener un aspecto sano y cuidado.

Además, no solo es bueno para nuestra piel, sino que mejora la sensación de sequedad en los ojos, los labios.

La comezón y descamación de la piel en enfermedades como el eczema, la dermatitis atópica, etc., pueden empeorar a causa de la escasa hidratación ambiental.

Si eres alérgico debes saber que el uso de un humidificador también es recomendable.

Lo ideal es que la humedad media de una casa esté entre un 40% y un 60%.

Hay estudios que indican que, en un ambiente de baja humedad, 70-77 %, los virus podrían transmitir la enfermedad a través de la tos, pero cuando la humedad se incrementó a 43% o más, esa cantidad se reduce a solo 14 %.

Uno de los principales beneficios es que el uso de un humidificador ayuda a reducir el riesgo de contraer infecciones, los virus y las bacterias viajan por el aire, sin embargo, viajan peor por el aire húmedo.

(Photo: Getty Images)